La visión es que el Colegio de Psicólogos Distrito XV sea un lugar de referencia y consulta en los diversos campos en los que participan los psicólogos.

Que los matriculados sientan el colegio como un lugar de pertenencia que permite jerarquizar la profesión y defender sus intereses laborales.